Nuestra nueva mascota, un pez payaso

Después de una votación popular en la que el hámster casi se proclama vencedor finalmente el pez payaso ha tomado posiciones con la condición de que su nombre debe ser Nemo, tener una mascota en clase es la mejor forma de ayudar a nuestros pequeños a fomentar la responsabilidad hacia los demás y hacia los seres vivos, por este motivo hemos decidido que lo correcto llegada esta edad es que puedan ver cómo cambia y evoluciona un pez desde que nace, para ello hemos instalado un acuario con dos peces payaso y les hemos dado su debido tiempo, han podido disfrutar de un embarazo en todo su esplendor y del cuidado y crecimiento de las crías de pez payaso fruto de ese amor, hasta finalmente seleccionar al más juguetón y quedarnos con él en el aula para cuidarle y verle evolucionar.

Sobre las cuestiones planteadas por los padres acerca de cómo vamos a afrontar la muerte del animal si esto sucediera, hemos sido  muy tajantes, se lo explicaremos con calma pero de la forma más madura posible, los niños afrontan este tipo de situaciones de una forma más racional que los adultos, por lo que no será complicado que lo comprendan.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *